Archive

Posts Tagged ‘Facebook’

Érase una vez un periodista a un ordenador pegado

1 marzo 2010 1 comentario

Hace algunos años, la gran mayoría de la sociedad internauta concebía la Red como una herramienta de comunicación al uso (chat, envío de correos electrónicos…), pero de un tiempo a esta parte se ha impuesto la concepción de Internet como el principal recurso para buscar contenidos informativos. Raro es aquel medio de comunicación periodística que no cuente con su página Web en el ciberuniverso. Sin embargo, ahora no basta sólo con tener un portal en la red. Hay que estar al tanto de las tropecientas herramientas que ven la luz cada día en Internet e intentar sacarles partido para mejorar aquel medio en el que trabajemos. La versión digital de un medio debe renir una serie de requisitos para cumplir su función como cibermedio.

Lo que se le exige ahora a estos medios digitales es que no sean meras copias del formato original (impreso o audiovisual). Que no se limiten a volcar contenidos, sino que estén actualizados constantemente, que la información sea fácilmente accesible, que sean atractivos y que inspiren confianza. Pero, además, también es imprescindible que no sean páginas ‘estáticas’. El medio debe permitir una total interacción con el usuario con diversas herramientas (blogs, espacio para comentarios, foros, chats…) pero, ahora más que nunca, ha de hacer uso de las redes sociales o de las nuevas plataformas web 2.0. Facebook, Tuenti, Twitter, Flickr… los grandes medios incluyen en sus informaciones herramientas para compartir las noticias a través de estas redes sociales. Incluso muchos medios forman parte activa de ellas: véase Sport.es en Facebook, Elpais.com en Twitter y hasta The New York Times en Myspace.com.

A todo lo comentado se debe la exigencia del ‘Periodista Multimeda‘, aquel profesional que sea un 4×4 dentro de Internet. Pero cabe plantearse la siguiene cuestión: ¿puede el periodista multimedia manejarse con todas las herramientas que continuamente salen en el universo digital? Un periodista que trabajara en un medio 2.0 debería, después de publicar la noticia en la web del periódico, colgarla en el perfil del medio en facebook, enlazarla en twitter, subir el vídeo a YouTube (si fuera necesario) y un sinfin más de tareas para que su cabecera gane presencia en Internet. Creo que esto podría conllevar una saturación en la red en el sentido de que hay tantas formas de difunfir la información que llegará el momento en el que el usuario no sepa dónde buscarla, si en twitter, en facebook, en las futuras redes sociales o en casa del vecino.

Tal como escuché en una reciente conversación, “si tu avión se va a estrellar, mándame un sms que lo twitteo el primero”. Es cierto que estas nuevas herramientas te permiten ofrecer información actualizada casi al segundo de lo que ocurre, pero ¿conviene estar todo el día pegado al ordenador?

Hay tres criterios de particular importancia para los cibermedios: la inversión en personal para generar contenidos específicos, más allá de los artículos de opinión y las informaciones de las agencias; el uso de materiales multimedia; y que mantengan una relación fluida con su público, no sólo a través de herramientas interactivas como los sistemas de comentarios, sino procurando tener en cuenta sus intereseses y afinidades en la configuración del ‘menú’ informativo”

→ Guillermo López, en Diariocriticocv.com

La locura de la prensa deportiva

14 febrero 2010 5 comentarios

El periodismo deportivo se ha vuelto loco. Concretamente, aquel periodismo que informa sobre el fútbol en nuestro país. A cualquier periodista se le exige objetividad y un análisis riguroso, pero estos dos elementos parecen haberse ido de cañas si día a día leemos los periódicos deportivos de España. As, Marca, Sport y Mundo Deportivo, los cuatro diarios deportivos “grandes” de la península, mantienen una enorme disputa desde hace varios años que, más allá de que unos defiendan al Barcelona y otros al Real Madrid, les ha llevado a publicar lamentables informaciones. Como ejemplo, podemos mencionar todo lo que ha salido en las páginas de estos cuatro periódicos desde que al madridista Cristiano Ronaldo le sancionaran con dos partidos por golpear con su antebrazo a Mtiliga, jugador del Málaga, y fracurarle el tabique nasal.

En As y Marca, en vez de ojear el reglamento de la LFP en materia de sanciones, se apresuraron a buscar imágenes en las que algún jugador del máximo rival, el Barcelona, cometiera una acción similar a la de Cristiano Ronaldo sin ser sancionada. Y las encontraron. Por su parte, Sport y Mundo Deportivo se dedicaron a tachar de agresivo y chulo al jugador del Real Madrid (véanse las siguientes portadas). ¿Alguno echó una ojeada el reglamento para saber si la sanción era correcta? No.

Fuente: lalibretadevangaal.com

Como este caso, podemos encontrar una gran variedad, además de columnas de opinión que, más allá de expresar una idea, llegan incluso a ofender y a poner en duda el trabajo de los profesionales de la LFP y el Comité de Árbitros. ¿Es esto lo que se pide a la prensa deportiva? Defnitivamente, no. Los periodistas de estos diarios se escudan muchas veces en que su posición es honrada y que, de esta forma, no engañan ni manipulan al lector, sino que crean opinión pública libre, pero lo que hacen en realidad es tratar al lector como un ente sin razón ni capacidad de reflexionar.

Ser objetivo en el Periodismo es una utopía que no me parece recomendable. Una cosa es la información pura y dura del teletipo a través de las agencias, pero a partir de ahí el periodista debe valorar y trasladar su impresión, basada en sus conocimientos, al receptor. ¿Acaso los analistas políticos no tienen colores? Todos somos subjetivos, pero yo opté por ‘salir del armario’ profesionalemente porque la gente merece un respeto y que le digas las cosas como tú las ves, no como sería políticamente correcto.

→Tomás Roncero, periodista del diario As

En otro medio de comunicación como la televisión también nos encontramos con informaciones cuya objetividad, rigurosidad y utilidad podemos poner en seria duda. Véase la magistral lección de anatomía que La Sexta ofreció a través de los músculos de Cristiano Ronaldo. Además, desde hace un par de años han surgido varios programas de debate futbolístico donde el debate también se va en ocasiones a tomar unas copichuelas con su amiga la objetividad. Es tanto el afán por desacreditar al que piensa de forma contraria que se llegan a producir comentarios y acciones dignas de un programa del corazón. Incluso, a veces, parece que falta poco para que los conertulios lleguen a las manos.

Por suerte, contra este tipo de periodismo, existen espacios, como Lalibretadevangaal.com o el espacio televisivo Periodistas Fútbol Club (ya retirado de la parrilla) que tratan de hacer una crítica constructiva hacia la prensa deportiva española. Además, es tal la indignación que provoca entre los lectores y la audiencia que el portal Diarios de Fútbol ha creado un grupo en facebook que exigeuna prensa deportiva inteligente“. ¿Cómo conseguirlo? Difícil. Hasta que la objetividad no vuelva a los medios de comunicación y el forofismo se quede en las gradas de los estadios tendremos que seguir soportando este intento de periodismo.

Ahora, si no te declaras forofo, parece que eres tonto.”

→Javier Hernández, periodista de Antena 3

Enlaces de interés: